Pronóstico de Tutiempo.net
Se trata de una nueva unidad promovida por Patricia Bullrich para asistir a policías

Las fuerzas de Seguridad tendrán una oficina de Derechos Humanos

elradardelsur.tv-01/04/2019

El Ministerio de Seguridad lanzó la Unidad de Garantía de Derechos Humanos, para asistir a efectivos policiales y de seguridad federales. Una iniciativa que tiene como objetivo igualar los derechos y priorizar a la víctima y no al victimario. 

Según Patricia Bullrich, ministra de seguridad, explicó que las fuerzas de seguridad estaban excluidas de los derechos humanos y señaló que "debían ser garantes de los derechos de la ciudadanía, algo que son, pero no eran concebidas como sujetos de este derecho".

Bullrich tomó la decisión luego de varios maltratos que recibieron algunos prefectos en los últimos tiempos. Como cuando hijos y familiares de gendarmes involucrados en la causa de Santiago Maldonado fueron víctimas de escraches o un policía recibió insultos en un colectivo, noticia que trascendió por las redes sociales. 

Es por eso que con esta inicitiva se busca el respaldo institucional ante  los daños causados por agravios, ya sea por otros miembros de las fuerzas de seguridad o por ciudadanos. 

El nuevo protocolo permitirá a los uniformados, disparar sin dar la voz de alto y a la implementación de las pistolas de descarga eléctrica, entre otras acciones para proteger sus derechos humanos. 

Además, según el Boletín Oficial, ante una denuncia, el área tendrá que "relevar información y producir estudios de diagnóstico que permitan identificar las fortalezas y debilidades de la normativa relativa a la protección de los derechos humanos de los efectivos de las fuerzas de seguridad".

Sin embargo, desde la cartera de Seguridad reconocieron que la nueva unidad generará rechazo por parte de otras organizaciones de los derechos humanos como la asociación de Madres de Plaza de Mayo y del Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), que preside el periodista Horacio Verbitsky, entre otras. 

Pero desde Seguridad aseguraron que la medida "No es en contra nadie. Lo que buscamos es mejorar la relación de las fuerzas de seguridad con sus autoridades y la sociedad".

Fuente: La Nación